Cómo elegir una marca de detectores de metales

Siglos después de la fiebre del oro de 1851 barrida por Australia, el país todavía está muy enamorado del metal precioso. Australia ocupa el segundo lugar después de China, y su comunidad de prospección es tan vibrante como siempre, dispersa en casi todos los estados y regiones donde los campos de oro continúan produciendo valiosas pepitas. Los detectores de oro como tales son más asequibles ahora, e incluso los australianos promedio pueden recurrir a un detector de oro de alta calidad al desembolsar varios miles de dólares. Aquí hay algunos detalles que se pueden tener en cuenta al seleccionar una marca de detectores de metales.

Nombre de marca confiable y de confianza

Dado que los detectores de metales no se fabrican y distribuyen tan ampliamente como la mayoría de los productos minoristas, cuando se están repartiendo cientos o miles de dólares, es vital verificar primero la marca y su reputación en Australia y en todo el mundo. Por ejemplo, los detectores Minelab son producidos por la marca australiana Minelab, que ha estado en funcionamiento durante décadas y es conocida por su innovación tecnológica. La tecnología de inducción de pulso revolucionó la prospección al permitir que las detecciones de metales escaneen más profundo y pasen por el suelo altamente mineralizado donde se encuentra la mayor parte del oro, cuando la tecnología anterior de muy baja frecuencia (VLF) simplemente permitía la detección superficial. Otro nombre de confianza es la marca estadounidense Garrett, que ha estado en el negocio durante 50 años atendiendo las necesidades de seguridad militar y comercial con sus detectores de metales.

Garantías largas de productos

Al igual que con todos los productos, es importante que un detector de metales tenga una garantía larga o un período de garantía para compensar sus altos costos. Un detector Minelab de primera línea, por ejemplo, tiene un período de garantía de tres años para la caja de control y la bobina, las dos partes funcionales más importantes de un detector de metales. Garrett, por otro lado, ofrece garantías de dos años para piezas y mano de obra limitadas para su exclusivo detector de oro. Si las piezas son intercambiables entre varios modelos, también les permite a los usuarios una mayor flexibilidad en la compra de accesorios para detectores, mientras mantiene la garantía válida.

Amplia red de minoristas

Cuando sacar dinero por un detector puede alcanzar más de cuatro dígitos, un largo período de garantía del producto puede no ser suficiente si la marca no se distribuye ampliamente en su estado o región. Minelab, al ser una marca australiana, tiene una amplia red de distribuidores y minoristas que están capacitados técnicamente para resolver la mayoría de los problemas en el momento en cualquier estado o región de Australia. Minelab también tiene varios centros de servicio repartidos por todo el mundo y dentro de Australia para proporcionar trabajos de reparación rápidos. También tiene una base electrónica en el país para que los usuarios puedan esperar un servicio rápido y respuestas cuando enfrentan problemas con sus detectores. Garrett, por su parte, es una marca estadounidense pero mantiene una fuerte presencia australiana. En caso de que el trabajo de reparación sea demasiado extenso para un minorista local, los usuarios pueden completar un formulario de reparación internacional y enviar su detector a la base de la empresa en Alemania.

Aunque elegir entre las distintas marcas y modelos disponibles puede ser un asunto difícil, la mayoría de los buscadores optan por seguir una marca para facilitar su uso.