Ninguna organización sobrevive sin un gran liderazgo

La Junta es el organismo que presenta la visión, los ideales y la misión del banco. En el momento en que una organización tiene un liderazgo fuerte con metas definidas, tiene un mejor desempeño ya que sirve como un ejemplo para que los empleados sigan las reglas y aspiraciones dictadas por el liderazgo.

Es el deber de los miembros de la Junta asegurarse de que den el ejemplo por el cual se prueba y se mantiene el comportamiento de su organización. La junta directiva del banco no solo lidera con el ejemplo, sino que también son miembros de la organización que defenderá valores como la integridad y los principios sólidos.

Siempre se debe confiar en que la junta será el ejemplo perfecto en términos de cumplir con todas las leyes y expectativas con respecto al funcionamiento de una organización sólida. Debido a que los bancos están gobernados por leyes, por reglas y regulaciones prescritas de su industria y gobierno, la Junta siempre debe ser quien lidere con el ejemplo al nunca violar estas leyes y regulaciones, siempre actuando de manera ética y al hacerlo tener el los mejores intereses de su organización, empleados y clientes de corazón.

El directorio de un banco debe ser considerado como el líder en términos de cumplir con todas las regulaciones y en términos de las decisiones que toma el banco. Los miembros de la junta entienden que son ellos los que siempre serán responsables no solo de las decisiones sino también de cualquier falta de actuación adecuada, ética y acorde con las expectativas de la industria y las prescripciones del gobierno.

Una de las tareas más importantes de la junta es asegurarse de que el banco o la empresa contraten al gerente general o al director general más idóneo para representar los ideales del banco y quién será responsable de la estrategia y supervisión de la ejecución de tareas por parte de los empleados que dependen de él.

Es el consejo de administración del banco el responsable de las decisiones de política del banco. Ninguna compañía puede operar adecuadamente sin líderes, ni un presidente o vicepresidente, cuando el presidente no está disponible, en el caso de la junta. Normalmente reciben asistencia de miembros calificados, como un secretario y / o tesorero. La naturaleza de la compañía o banco dictará la forma en que se designa al liderazgo.

Cualquier junta tiene ciertas responsabilidades en términos de la administración de la organización. Por supuesto, la primera responsabilidad que les viene a la mente es cómo aseguran que los intereses del público siempre estén protegidos y honrados. La junta directiva del banco tiene responsabilidades que rigen la forma en que opera el banco.

Uno de ellos se refiere a la designación del mejor director general o gerente, su remuneración y comunicarle su visión e ideales para garantizar que el banco o la empresa se desempeñen al máximo nivel y para monitorear constantemente que estos ideales se lleven a cabo. en el mejor interés del banco y sus clientes.

La Junta debe celebrar reuniones periódicas para garantizar que su visión sea siempre la máxima prioridad y que se cumpla su declaración de la misión. Estas reuniones deberían ser atendidas por el CEO como el máximo responsable del día a día del banco para asegurarse de que la junta directiva del banco esté convencida de que están encaminadas en términos de sus objetivos de ser rentables mientras siguen prestando servicios al público. interesar.

Por lo tanto, el Consejo también debe asegurarse de que se prevean procesos de auditoría y, por lo tanto, debe designar a un auditor que asista regularmente a sus funciones. El número de miembros de la Junta de su banco u organización dependerá del tamaño de este banco o institución.

Es obligación expresa de las Juntas asegurar que la organización opere dentro de las leyes del país y realice sus tareas teniendo en mente los mejores intereses del público.